Como la inflación puede arruinar tus ahorros y tu futuro

 Nuestros ahorros no siempre están seguros en nuestro bolsillo, hay un ladrón llamado el paso del tiempo.

Este es uno los primeros artículos que escribimos y queremos que estos sean accesibles a todo el mundo, es por ello que encontramos muy interesante introducir algunos conceptos que irán apareciendo reiteradamente en las entradas de nuestro blog.

La inflación se puede definir como una subida general de los precios que afecta al valor de la moneda disminuyéndola. Su cálculo matemático puede ser algo tedioso y los distintos gobiernos lo basan en la fórmula del Índice de precios de consumo (IPC) a partir de una cesta que incluye bienes de todo tipo, pero de gran afectación a la economía (fuentes energéticas, productos de alimentación básica y algunos bienes de segunda necesidad). Sin entrar en demasiadas explicaciones teóricas la inflación podemos decir que es causada principalmente por la inyección de dinero líquido en la economía, que no deja de ser una oferta agregada que devalúa el valor del activo “dinero”, el movimiento constante del flujo monetario. En general podemos decir que la inflación tiene como consecuencia estimular la economía puesto que incentiva el consumo, pero llegados a límites, destruye la confianza en la moneda y genera algunos problemas que trataremos en otros artículos. Es por eso que la mayoría de bancos centrales, y en especial el BCE, se fijan objetivos inflacionistas.

 

Y como nos afecta y te afecta a ti?

Si tienes una hipoteca a tipo fijo te interesa una inflación muy alta. Esta hará que las devoluciones y el pago de intereses cada vez tenga una significancia menor en tu bolsillo puesto que siguiendo el crecimiento de la economía se espera que tus rentas hayan seguido los cauces del IPC (esto lo podríamos discutir con los pensionistas). Esto se traduce a todo tipo de deudas que puedas contraer a largo plazo.

Si tienes dinero en un depósito bancario, todo son malas noticias para ti. A cada momento que pase, el dinero que dispones allí tendrá un valor menor para adquirir bienes y servicios que puedas precisar. A la respuesta de “allí están seguros” os diré que es cierto que un depósito es de las opciones más seguras que hay para relegar el dinero, pero no es 100% seguro: aunque se trate de un riesgo pequeño y casi sistémico, soportamos el riesgo de la quiebra de la entidad y el riesgo de la solvencia del Sistema público español (cada vez menor por motivos que trataremos en otros artículos).

De todos modos y atendiendo a la seguridad hay activos y vías de inversión que nos pueden interesar más elevando sustancialmente la rentabilidad del dinero sin someternos a un riesgo excesivo que sin duda puede interesar a la gran mayoría de la población que tenga grandes cantidades de dinero en un depósito.

 

Un pequeño ejemplo

Este sería el resultado de tener una suma de 30.000€ en un depósito desde el año 2018 hasta el 2038 si los tuviéramos 20 años y pensáramos utilizarlos una vez jubilados, supondremos que la tasa de inflación sigue el 2,5% anual de media, un valor muy conservador atendiendo a la media histórica española.

Año Valor real Efecto inflación
2018 30.000 € 1,025
2019 29.268 € 1,05
2020 28.554 € 1,08
2021 27.858 € 1,10
2022 27.179 € 1,13
2023 26.516 € 1,16
2024 25.869 € 1,19
2025 25.238 € 1,22
2026 24.622 € 1,25
2027 24.022 € 1,28
2028 23.436 € 1,31
2029 22.864 € 1,34
2030 22.307 € 1,38
2031 21.763 € 1,41
2032 21.232 € 1,45
2033 20.714 € 1,48
2034 20.209 € 1,52
2035 19.716 € 1,56
2036 19.235 € 1,60
2037 18.766 € 1,64
2038 18.308 € 1,68

Supone que los resultados de nuestros trabajos se deprecien con el paso de los años.

  • Pasando de podernos comprar esto:

 

 

 

 

 

 

  • A esto:

 

 

 

 

 

 

Nos damos cuenta ahora del error que supondría dejar nuestros ahorros a un destino como este?

A todos los que tengáis dudas sobre como canalizar vuestros ahorros, no dudéis en escribirnos, posteriormente introduciremos todo tipo de estrategias e ideas que se adapten a cada uno.

 

Marc Baraut Barris

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.